RESURRECCIÓN 2010
 




 

Todos de un modo u otro estamos afectados ante el megaterremoto que afectó nuestra nación y en esta conmemoración de la resurrección de Nuestro Señor y Salvador Jesucristo debemos meditar y  orar por sanidad mental, espiritual y física de nuestro pueblo. Trabajemos por la reconstrucción como obreros aprobados por el Padre. ¡ En el Nombre de Jesús, Fuerza Chile !


En lo peor que puedas pasar Dios te dice: Porque yo  soy tu Dios, quien te sostiene de tu mano derecha, y te dice: No temas, yo te ayudo. Aunque la tierra sea removida y se traspasen los montes al corazón del mar. Jamás te dejaré ni desampararé. Porque no te he dado espíritu de cobardía, sino de poder, de amor y de dominio propio. Debes estar segur@ que ni la muerte, ni la vida, ni ángeles, ni principados, ni potestades, ni lo presente, ni lo por venir, ni lo alto, ni lo profundo, ni ninguna otra cosa creada nos podrá separar del amor de Dios, que es en Cristo Jesús Señor nuestro. ¿Qué, pues, diremos a esto? Si Dios es por nosotros, ¿quién contra nosotros?. El que no escatimó ni a su propio Hijo, sino que lo entregó por todos nosotros, ¿cómo no nos dará también con él todas las cosas?. (Is 41:13; Sal 46:2; Jos 1:5b: 2 Tim 1:7; Rom 8:28-29;31-32 ).



¿ Aún te cuesta creer todo esto ?. Sigue leyendo:

 

Te digo que sí tuvieras fe como un grano de mostaza, dirás a este monte:

muévete de aquí allá, y se moverá. Bástate mi gracia; porque mi poder se perfecciona en la debilidad. Por tanto, de buena gana alégrate en tus debilidades, para que repose sobre ti el poder de Cristo. Por amor a Cristo gózate en las debilidades, en afrentas, en necesidades, en persecuciones, en angustias; porque cuando eres débil, entonces eres fuerte. Todo lo puedes en Cristo que te fortalece. ¿No te he dicho que si crees, verás la gloria de Dios?. Porque nada hay imposible para Dios. Dios no es hombre, para que mienta. Ni hijo de hombre para que se arrepienta.  Porque Él es el que Es, el ¡GRAN YO SOY!. (Fil 3:14; 2 Cor 12:9-10; Mt 17:10; Jn 11:40; Lc 1:37; Núm 23:19; Éx 3:14)


 











 
  En línea 27 visitantes Dios te Bendiga ¡ Sabemos que volverás, te esperamos !